sábado, 11 de diciembre de 2010

Por qué los hombres son malos consejeros


Una mujer descubre que su marido le es infiel y escribe a una revista femenina para pedir consejo sobre lo que debe hacer. Un hombre le contesta y queda meridianamente claro que los hombres no son buenos  consejeros sentimentales.


Esta es la traducción de la página:

Estimado John:
Espero que puedas ayudarme. El otro día me marché al trabajo dejando a mi marido en casa viendo la televisión. Mi coche se caló y luego se averió completamente a menos de dos kilómetros de casa, por lo que tuve que regresar andando a casa para buscar la ayuda de mi marido. Cuando llegué a casa no podía creer lo que estaba viendo: ¡Mi marido estaba en nuestro dormitorio con la hija del vecino!
Yo tengo 32 años, mi marido 34 y la hija del vecino 19. Llevamos casados 10 años. Cuando me enfrenté a él se derrumbó y acabó admitiendo que llevaba teniendo un lío con la chica los últimos 6 meses. No quiere ir a un consejero y me temo que estoy hecha polvo y necesito consejo urgentemente. ¿Me puedes ayudar por favor?
Atentamente, Sheila.


Estimada Sheila:
Un coche que se cala tras haber andado una corta distancia puede deberse a múltiples fallos del motor. Comienza comprobando que no hay ninguna obstrucción en el tubo de la gasolina. Si está limpio comprueba las bombas de vacío y los manguitos del colector de admisión, luego comprueba los cables de las bujías. Si nada de esto lo soluciona podría ser que la bomba de gasolina falla y causa una pobre entrada de combustible a los inyectores.
Espero que esto te ayude,
John.