miércoles, 18 de marzo de 2015

Mariló entrevista a Cervantes

Quijote,Cervantes,Mariló

Quijote,Cervantes,Mariló,Forges


BUENOS días, amigas, dice Mariló Montero. Hoy vamos a hablar de una de las obras maestras de la literatura universal y, para hacerlo, hemos invitado al señor Alonso Quijano que, como todos ustedes y ustedas sabrán, escribió la novela que relata las andanzas de Miguel de Cervantes Saavedra. -¿De dónde sacó la idea para este libro? ¿Lo escribió a boli o a máquina? -Discúlpeme, señorita, pero se confunde. En realidad fue Cervantes quien me creó a mí y no a la inversa. -¡Anda! Entonces, usted es el ingenioso hinojo. -No señorita, soy el ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha. -Ahí quería yo llegar, porque el problema de las manchas nos trae de cabeza a muchas amas de casa, sobre todo, las de picotas, que no hay quien pueda con ellas. ¿Verdad, doctor? -Mariló, no lo sé, yo venía a disertar de las manchas en la piel. -Bueno, eso más tarde. -Nos decía el señor Quijote que es un caballero rocinante, ¿verdad? -Pues no. Rocinante era mi famélico corcel, con quien cabalgué desfaciendo entuertos y sufriendo desventuras… -Desventuras y hemorroides, imagino. Porque tanto trotar con la armadura recalentada tiene que ser un calvario. ¿Verdad, doctor? ¿Puede darle algún consejo a este caballero andino? -¡No soy andino, soy andante! Y a un tris estoy de sacar mi espada y disolver este sortilegio luciferino. -Eso, eso, sáquela, que tenemos aquí un bizcocho para trocear entre el público, pero eso, después de la publicidad, señor Dulcineo.
Josetxu Rodríguez
@caducahoy