miércoles, 18 de mayo de 2016

El billete de 30 euros


columna Josetxu Rodríguez, veomuermos,billete,30 euros

LA historia de esa cajera que ha aceptado un billete de 30 euros y devuelto el cambio me ha recordado un hecho similar que sufrí en propia carne. Fue hace algunos años, en un restaurante andaluz donde el aire acondicionado era mucho mejor que su carta y más de agradecer. Pagué, me devolvieron algunos billetes, dejé la propina y salí.
Horas después quise abonar con uno de ellos unos helados y el dependiente me dijo que no podía cobrarme porque era falso. Me quedé perplejo y, disculpándome, le pregunté que cómo lo sabía, puesto que acababa de dárselo y aún lo tenía en la mano. Es muy sencillo, dijo, lo pone aquí. Efectivamente, con letras de molde y tinta de bolígrafo azul podía leerse perfectamente la palabra FALSO. 
Durante años lo he tenido en el corcho de la cocina y cada vez que lo miro me pregunto quién anda utilizando por ahí billetes falsos que anuncian a gritos que lo son. ¿No es ensañarse con la víctima? 
No obstante, espero que el jefe de la cajera no le haya recordado las palabras de Robert de Niro en la película Casino: “O eres idiota o estabas en el ajo. De cualquiera de las dos formas estás despedida”. Aunque cabe la posibilidad de que la cajera devolviera el cambio con billetes de 7 euros y ahora sea la empleada del año. Vaya usted a saber. Yo estaré atento, que esos corren más que los galgos y con el que tengo es suficiente.
Josetxu Rodríguez 
@caducahoy